tintaroja.es


Síguenos en:

rss

Instagram CJC

YouTube
en Facebook
en Twitter

Mar26092017

Última actualización06:35:37 AM GMT


Entrevista a Raquel Serrano de Tommy Mell´s en lucha

  • PDF
Usar puntuación: / 3
MaloBueno 

TOMMY MELLS

Hoy en Tinta Roja entrevistamos a Raquel Serrano, una de las trabajadoras del Tommy Mels de Alcalá de Henares que hace unas semanas se decidieron a denunciar públicamente el impago de sus nóminas y a iniciar una lucha contra la franquicia por sus derechos salariales y para mantener sus puestos de trabajo. Una experiencia valiosísima que la juventud obrera hostelera ha de aprender y aplicar, y que hemos visto imprescindible añadir a nuestra campaña veraniega por la organización obrera en el sector.

TR: Buenas tardes Raquel, muchas gracias por conceder esta entrevista. Antes que nada, ¿podrías resumirnos cuál era vuestra situación en la empresa, es decir, los motivos por los que decidisteis emprender el camino de la denuncia y de la lucha?

R: ¡Buenas tardes! Es un placer poder hablar con vosotros. Empecé a trabajar en la Franquicia sobre febrero/ marzo de este mismo año (2017), realizando tareas de ayudante de cocina. El contrato te lo pintan genial, 20 horas semanales con un pago por hora bastante decente. Pero aquí empiezan las erratas; cada semana el horario del empleado/a es modificado, con subidas y bajadas de hora lo que implica que, en realidad, nunca sabías lo que ibas a cobrar cada mes. Para hacer estas modificaciones por la vía legal sin que el contrato sufra ningún cambio, firmaba papeles semanales para la gestora encargada de la franquicia. También hemos sacado servicios de cena sin haber tenido formación previa (aunque sea mínima) de la carta, lo cual hablando por mí eso significa una falta de organización y de profesionalidad.

En la franquicia en la que trabajé, se cobraba puntualmente cada 2-3 de cada mes exceptuando los festivos, por lo tanto, en Junio, esperando a cobrar nuestro salario, el personal se empieza a inquietar en el transcurso de 3 días. Con una respuesta de WhatsApp por parte del franquiciado diciendo: "no he podido pagaros, ya os explicaré la situación", decidimos conjuntamente buscar una asesoría jurídica que nos permitiera dar los primeros pasos o ser conscientes de los primeros pasos que deberíamos emprender hacia la lucha. Visibilizar la lucha con carteles de protesta sobre nuestros uniformes, aprendiendo a decir que no cuando hay que decirlo y finalmente la grabación de el vídeo desde nuestro puesto de trabajo, en plena situación de rabia y descontento.

TR: Desde el primer vídeo y en todas vuestras acciones, hemos podido ver que sois varias las personas que decidisteis plantaros. ¿Sois toda la plantilla, los implicados? ¿Cómo hicisteis para poneros de acuerdo sobre qué hacer?

R: Hasta la subida de el vídeo, estábamos unidos completamente ante las decisiones que estábamos tomando. Escuchándonos los unos a los otros. Propusimos quedar en un punto concreto de Alcalá para debatir la situación que estaba pasando antes de entrar cada uno a su hora en la franquicia, para trabajar, cuando aún no nos habían pagado, engañándonos para que trabajáramos lo máximo posible para "auto-pagarnos" el sueldo. Decidimos que lo primero que debíamos hacer era ir a por ayuda jurídica. Explicamos nuestra situación, y nos comentaron que les parecía rara. Profundizaron en ese mismo momento un poco más, y finalmente nos dijeron que la empresa había entrado en un concurso de acreedores y que seguramente no tuviera más remedio que despedirnos. Sabiendo ya esto, y habiéndonos tenido que enterar básicamente por terceros, fuimos a nuestro centro de trabajo, parando cada hora (por ejemplo) "X" minutos, paseándonos por el restaurante para que se vieran nuestros carteles, pero sin dejar de hacer las tareas básicas como trabajadores.

TR: ¿Cómo de útil valoráis que han sido los paros con los carteles y la ayuda jurídica? ¿Y qué es eso de auto-pagaros?

R: La verdad que los paros resultaron decepcionantes. No por nuestra actuación, sino por la reacción de los clientes. Cuando ocurran casos en los que los trabajadores están en protesta, la gente debería solidarizarse y marcharse (que hubo pocos pero algunos casos), no compadecerse y luego pedir cuatros hamburguesas. Referente a lo de "auto-pagarnos el sueldo", es lo que nos transmitió el franquiciado, trabajar lo máximo posible en un periodo de jueves a domingo (incluidos) con una plantilla, la cual, en cocina esos días sólo éramos tres para todas las tareas de cocina y tres también para servir a las mesas, simplemente para hacer el mayor número de capital en un período de días muy pequeño y así poder repartirnos el dinero, lo cual era totalmente falso ya que estaban buscando su propio beneficio.

TR: Aparte del contadísimo apoyo de los clientes y de la ayuda sindical, ¿habéis estado en contacto con otros colectivos de trabajadores de la hostelería que se identificaran con vuestros problemas y vuestra lucha? ¿Y de otros sectores?

R: Gracias a la grabación del vídeo que subí desde mi perfil personal, me llegaron muchísimos mensajes. Colectivos enviando apoyo, ex trabajadores de otros Tommy Mel's de diferentes puntos de España expresando su conflicto y bueno como te podrás imaginar comentarios totalmente fuera de lugar, incluso atacando mi aspecto físico. También cedí a hablar para algunos medios de comunicación estatales. Sinceramente toda esta repercusión mediática no sabía muy bien cómo manejarla y sentía que debía relajar la mente por momentos sin llegar a desatender el conflicto. Todo esto con el apoyo del Partido Comunista, el cual se prestó a ayudarnos sindicalmente con CCOO y personalmente refiriéndome ánimos a través del compañero Yogu.

TR: Sabemos que en este caso el conflicto no ha terminado muy bien, pero aun así constituye una valiosa experiencia de lucha; ¿qué has aprendido en este tiempo? ¿qué consejos darías a tantos y tantas jóvenes que, como nosotros, trabajan en la hostelería y sufren constantemente los abusos de empresas y franquicias en sus horarios, salarios, turnos y demás derechos?

R: La verdad es que después de analizar todo el conflicto llego a la misma conclusión de siempre; no hay conciencia social sobre nada. Creo que es un problema que se lleva acarreando en este país por muchos años, la falta de organización. La sociedad tiende a quejarse siempre, pero no actúan. De momento mis objetivos principales son trabajar en el Partido y comenzar un proyecto que se llama Tommy Mel's en Lucha, como propuesta de organización inmediata para los trabajadores, superando las siglas sindicales. Se actuará tanto en los centros que pertenecen directamente a la empresa matriz, como a las empresas franquiciadas. De momento, en mi centro el conflicto está inactivo ya que actualmente aún no he firmado el despido final, (hay que respetar las vacaciones de la jueza...) y a petición de algunas personas, que simplemente no quieren verse involucradas.

El consejo que quiero transmitir es el de la fuerza. Una situación así sólo se superará con éxito si los compañeros y compañeras permanecen juntos en cada acción que toman, habiéndola debatido antes. No hay que tener miedo, y menos por reivindicar nuestro derecho, un derecho que cada día es más nefasto. Aunque sea difícil, es necesario permanecer en la tranquilidad, no pensar en lo que nos puede suponer, ya que nos pondría nerviosos, si no en lo que nos puede beneficiar. La comunicación entre compañeros es necesaria en todo momento, al igual que la ayuda jurídica y sindicalista que garantiza una buena lucha. La hostelería es muy sufrida, pero si nos levantamos todos y todas ante las dificultades que nos imponen podremos lograr sin duda un cambio digno.

TR: También queríamos preguntarte sobre eso: habíamos oído que estáis iniciando el proyecto de Tommy Mels en Lucha más allá del conflicto concreto de tu centro. Cuéntanos un poco más en qué consiste, qué objetivos os situáis y cuáles van a ser los primeros pasos.

R: Los objetivos principales serán que los trabajadores tengamos esa ayuda de la que carecemos en el sector de la hostelería. Refiriéndonos en este caso a Tommy Mel's, hemos recibido varios mensajes contándonos que han estado en una situación similar u otras que puedan influir al trabajador y que ellos no fueron capaces de hacer nada, por ese miedo. Ahora no hay momento para tener miedo ya que existen organizaciones como la de Tommy Mel's en Lucha, para corregirlas y actuar. Es importante que primero la gente esté concienciada pero a día de hoy, no podemos presumir de ello. Si hoy existe esta organización, en un tiempo podrá haber más. Es tiempo de alzar la voz y de organizarse! Para toda aquella gente que quiera contactarnos, sobretodos si trabajan en Tommy Mels, puede encontrarnos como "Tommy Mel's en Lucha" tanto en FB como TW.

TR: ¿Y cómo se organiza Tommy Mels en Lucha? ¿Abarcáis trabajadores de todo Madrid, estáis en cada población y por barrios? ¿Y cómo reaccionan éstos ante la creación de este proyecto?

R: Se organiza después de una reunión realizada durante el conflicto que teníamos, en la que todxs estaban de acuerdo, aunque algunos luego quisieron desentenderse. Esto hay que tratar de evitarlo explicándoles que simplemente estamos haciendo lo correcto. Intentaremos abarcar Madrid y más CCAA, ya que creo que el número de restaurantes en todo el estado no llega a 20. La repercusión que ha tenido esta acción inmediata en ayuda de los trabajadores, ha sido bastante buena llegando a superar los 1000 "me gusta", hemos recibido mensajes de apoyo y de algún conflicto en el que próximamente intentaremos intervenir y solucionar.

Bueno, lo único que puedo decir es que hay que seguir en esta lucha, no rendirse, formarse y concienciarse. Todo esto puede resultar más difícil a día de hoy por las trabas sociales que nos ponen todos los días, pero hay que mantenerse fuerte, todas y todos unidos. Kike, muchas gracias a ti por esta entrevista, muchos abrazos para todo el equipo de Tinta Roja!

AddThis Social Bookmark Button

Enlaces

 

Campañas de la Juventud Comunista

mos   luchar

Síguenos en Twitter


Síguenos en Facebook