tintaroja.es


Síguenos en:

rss

Instagram CJC

YouTube
en Facebook
en Twitter

Mie11122019

Última actualización09:36:03 AM GMT


¿Dónde puedo ir de vacaciones? El Madrid del Frente Popular y la naturaleza de Castilla-La Mancha

  • PDF
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 

Tinta Roja inauguramos una nueva sección para trasladar propuestas turísticas a los jóvenes que quieran hacer  una escapada o pasar sus vacaciones este verano. En "¿Dónde puedo ir de vacaciones?" haremos un repaso por todos los territorios de la geografía española, proponiendo lugares a visitar en cada uno de ellos.

¡Es fácil pasar unos días de descanso de manera económica! Pero tienes que saber qué lugares visitar y dónde poder alojarte. En esta primera semana, pues todos los domingos durante el verano publicaremos una recomendación de dos territorios diferentes, os ofrecemos la posibilidad de visitar el Madrid del Frente Popular y sus calles llenas de historia, y la naturaleza de Castilla-La Mancha, con parajes que nos harán olvidar los agobios del trabajo o los estudios.

.........

¿Pasar el verano en Madrid? No todo va a ser calor, tráfico y ruido

Por todo el mundo es conocido la dureza de los veranos en Madrid: asfixiantes temperaturas que se unen a la contaminación, las aglomeraciones, a los precios elevados y al ser una de las avanzadillas en cuanto a políticas de recortes y privatizaciones de este país. Dicho así, parece un destino poco atractivo para un joven con poco dinero en los bolsillos, pero si por gusto o por obligación pasas unos días en la Comunidad de Madrid, no desesperes, pues seguro que saldrás con buen sabor de boca, solo hay que saber moverse y echarle ganas.

Si eres de los amantes del arte y la cultura, o al menos sientes curiosidad, estás de suerte. Madrid te ofrece decenas de museos, algunos mundialmente conocidos, que recogen obras maestras (el Prado, Arqueológico, Reina Sofía, América...). Son también decenas de edificios históricos civiles y religiosos los que abundan por la ciudad y que sin duda te dejarán con la boca abierta (San Francisco el Grande, Palacio Real, San Antonio de los Alemanes...). Importante acudir con el carnet joven o universitario, e igualmente importante quitarse los prejuicios a la hora de admirar el arte: fueron las manos del pueblo trabajador quien levantó esas obras, desprende todo el contenido aristocrático y religioso que tienen, pues pertenecerán al pueblo en el futuro y deben ser admiradas, conservadas y estudiadas.

Los abundantes parques y jardines que salpican la capital son buen refugio para resguardarse del calor. Madrid cuenta con importantes y amplios jardines históricos: el Retiro, Campo del Moro, el Capricho o la propia Casa de Campo, un verdadero bosque a la orilla de la gran ciudad, espacio popular arrebatado a la monarquía e inaugurado un Primero de Mayo de 1931.

La oferta de albergues juveniles y hostales a buen precio es alta, solo hace falta ojear un poco por internet. No te olvides de tapear por los barrios históricos o de un buen bocata de calamares en la Plaza Mayor y déjate de franquicias y monopolios, siempre encontrarás buenas ofertas. Y si tu cuerpo aguanta el calor: no te vayas de aquí sin probar un buen cocido madrileño.

Si prefieres algo diferente y que no encontrarás en cualquier guía de turismo, no dejes de conocer los restos de la batalla de Madrid (1936-1939). Olvidados y abandonados por el poder, es nuestro deber recuperar la memoria antifascista. Prácticamente a "pie de metro" y con una guía histórica en tus manos podrás recrear el frente de Madrid paseando por primera línea en la Ciudad Universitaria (donde aparte encontrarás un monolito dedicado a las Brigadas Internacionales, pues dieron aquí su bautismo de fuego), el Parque del Oeste, la Casa de Campo, etc.

Pero si lo que realmente deseas es escapar de la ciudad no hay problema: en apenas una hora te encontrarás en la montaña. Las murallas naturales del Guadarrama y Somosierra otorgan mil y una posibilidades. Senderismo, montañismo, escalada en cumbres que superan los 2400 metros. Son muchos los pantanos y piscinas naturales bañadas por las frías y cristalinas aguas del Lozoya y otros ríos (incluido el Manzanares) donde podrás pegarte un buen chapuzón.

Y, como no, en sus picos y laderas también se frenó al fascismo. Si quieres combinar todo lo anterior con una ruta histórica, hazte con otra buena guía y descubre la cantidad de búnker y restos de la guerra que se encuentran en la zona.

Así que no te resignes y anímate. El Madrid obrero y popular siempre te abrirá las puertas.


Castilla La Macha, naturaleza en estado puro

Los lugares para visitar en Castilla-La Mancha son diversos y enriquecedores, pasando por la capital de la región que es Toledo hasta el último rincón de Cuenca, donde podemos encontrar lugares económicos para alojarnos.

Comenzando por la provincia de Ciudad Real tenemos el humedal las Tablas de Daimiel, fue declarado Parque Nacional en el año 1973, Reserva de la Biosfera en el 1981 e incluido dentro del Convenio Ramsar en el año 1982. Este humedal se forma gracias al desbordamiento de los ríos Guadiana y Gigüela, es uno de los ecosistemas más valiosos de nuestro planeta, asegurando así, la supervivencia de la avifauna que utiliza estas zonas como área de invernada, mancada y nidificación. El humedal se encuentra en el pueblo de Daimiel a 37km de Ciudad Real, donde podemos alojarnos y hacer diversas actividades como visitas guiadas personalizas, rutas senderistas, rutas 4x4, etc.

En los límites de las provincias de Ciudad Real y Albacete se encuentran las Lagunas de Ruidera. Ruidera se declaró como parque natural en el año 1979, pueblo de unos 600 habitantes. El Parque Natural está compuesto por 15 lagunas, que rebosan e inundan unas a otras formando cascadas y saltos debido a formaciones geológicas como las barreras travertínicas, que son el rasgo más característico de este parque natural. Ruidera alberga una sorprendente riqueza biológica con gran diversidad de especies animales y plantas, montés de encinares y sabinares, sotos, arboledas de álamos, y vegetación como la Masiega o la Enea.

En las mismas lagunas hay un camping donde podemos alojarnos y también realizar senderismo, piragüismo-kayak y buceo.

En Toledo, la capital regional de Castilla-La Mancha se encuentra uno de los cascos antiguos más grandes de España. Situado en una colina de cien metros de altura sobre el río Tajo, el cual la ciñe por su base, formando un pronunciado meandro conocido como Torno del Tajo. En el casco antiguo podemos encontrar diferentes museos de las diferentes épocas que han pasado por ella, caminar por sus calles así perdernos en tiempos pasados como en el Barrio Judío, y disfrutar de la artesanía toledana como son las espadas de acero, el damasquino y de su arquitectura como la muralla que rodea el casco histórico o la Puerta del Sol. Podemos encontrar diferentes tipo de alojamientos como hostales cerca de la estación del AVE en el Paseo la Rosa o camping en la zona de los cigarrales.

En la provincia de Cuenca podemos encontrar el pueblo de Villalba de la Sierra en la zona conocida como Serranía de Cuenca y, más concretamente, dentro de la mancomunidad de El Campichuelo a 20 km de la capital. A las afueras del pueblo se encuentra el Ventano del Diablo a casi 1.500 m. de altitud y a sus pies el río Júcar forma un gigantesco e impresionante cañón, donde podemos ver una enorme variedad de rapaces siendo este un lugar de inicio de las rutas más importantes por la Serranía de Cuenca. Desde el mirador del Ventano del Diablo se puede contemplar una increíble panorámica del río Júcar, con impresionantes saltos de agua. Este es uno de los lugares más solicitados para realizar actividades de multiaventura, como es el descenso del río. A la entrada del pueblo de Villalba podemos encontrar el material adecuado para el descenso del río, buceo, piraguas, etc.

También en la ciudad de Cuenca podemos encontrar un casco histórico, donde se encuentras las famosas Casas Colgadas o la Plaza Mayor. Y ya que estamos en la ciudad, conocer la Ciudad Encantada, paraje natural de formaciones rocosas calcáreas o calizas formadas a lo largo de miles de años, se encuentra cerca de Valdecabras. En una amplia zona de pinares de la parte meridional de la serranía conquense y a una altitud de 1.500 metros. Fue declarada Sitio Natural de Interés Nacional el 11 de junio de 1929.

AddThis Social Bookmark Button

Enlaces

 

Campañas de la Juventud Comunista

mos   luchar

Síguenos en Twitter


Síguenos en Facebook